Colesterol Sanguíneo

Existen dos fuentes de colesterol en el cuerpo. Cierta cantidad está presente en los alimentos (huevos, vísceras, vaca, cerdo y carnes en conserva), pero la mayor parte se sintetiza en el hígado. Incluso los alimentos grasos que no contienen colesterol pueden aumentar drásticamente el nivel de colesterol en sangre de dos formas. En primer lugar, una ingesta elevada de grasas en la dieta estimula la reabsorción de bilis, que contiene colesterol, hacia la sangre de forma que se pierde menos colesterol en las heces. En segundo lugar, cuando las grasas saturadas se descomponen en el cuerpo, el hígado utiliza algunos de los productos formados para producir colesterol. Entre los tratamientos utilizados para reducir el nivel plasmático de colesterol están el ejercicio, la dieta y los fármacos. La actividad física regular a niveles aeróbicos tiende a elevar el nivel de HDL. Los cambios dietéticos tienen por objeto reducir la ingesta de grasa total, grasas saturadas y colesterol. Entre los fármacos utilizados para tratar los niveles elevados de colesterol están los que estimulan la excreción de bilis en las heces y los que bloquean la síntesis de colesterol por las células hepáticas.

Anuncios